Nov
15
2017

Sharknado y el triunfo de lo cutre

Compartir en... Twitter Facebook Google+ Menéame Whatsapp

sharknado-fin-sierra
El cine de bajo presupuesto (serie B), siempre me ha llamado enormemente la atención. Me parece realmente curioso que siga existiendo una sub-industria capaz de realizar tal cantidad de películas de bajo coste y de dudosa calidad.

A pesar de ello, este tipo de films (que hasta hace no demasiados años eran carne de estanterías de videoclubs), arrastran a una legión de seguidores mucho más numerosa de lo que a priori se pudiera pensar.

Sus defensores alegan que son películas tan cutres y subrealistas, que al final resultan graciosas y entretenidas. Todo ello hasta tal punto, que algunas de ellas son consideradas obras de culto para sus incondicionales.

Personalmente, nunca le había terminado de encontrar el puntillo a este género, y siempre me acababa aburriendo al poco tiempo de empezar a ver una de estas producciones. Sin embargo todo esto cambió hace unos cuantos meses, cuando por casualidad me topé con “Sharknado”, una delirante película de ¿terror? que me enganchó desde el primer momento.

Argumento

El largometraje, estrenado en 2013, cuenta la aparición de un nuevo fenómeno meteorológico llamado sharknado. Como muchos de vosotros ya habréis podido intuir, consiste en tornados que se forman en el mar y que absorben tiburones hacia su interior.

Estas tempestades siembran el pánico doblemente al tocar tierra. Por un lado provocan grandes desastres producidos por el fuerte viento, mientras que por otro, los tiburones (de todas las especies) caen del cielo aplastando y devorando a todo aquel que se topa con ellos.

La cadena norteamericana Syfy es la productora que está detrás de esta rocambolesca idea, y aunque la audiencia en su estreno no fue para tirar cohetes (1,4 millones de espectadores), consiguió convertirse en todo un fenómeno en Internet.

sharknado-tiburon-atravesado

Gracias a ello, hoy en día podemos hablar de saga, contado con cinco entregas (una por año), a cual más disparatada. La última de todas se estrenó este pasado verano, llegando a superar en Twitter a juego de tronos.

Los protagonistas en todas ellas son Finley (Fin) Shepherd, interpretado por Ian Ziering (uno de los guaperas de Sensación de vivir y Melrose Place), y su mujer April Wexler interpretada por Tara Reid (California Dreams, American Pie). Ambos tienen la desgracia de toparse con sharknados allá por donde van. Sumidos en el caos, deberán hacer frente a la nueva amenaza, y para ello tendrán que matar a cientos de tiburones, usando para ello principalmente una motosierra.

Las entregas

Sharknado. Un huracán repleto de tiburones azota los Ángeles, destrozando toda la ciudad a su paso. Las calles están inundadas, y los tiburones nadan a sus anchas por las calles devorando a la gente.

Allí vive nuestro protagonista, el surfista Fin Shepherd, propietario de un bar en el muelle de Santa Mónica, que ha quedado arrasado tras la catástrofe.

Dada la situación de emergencia, Fin decide ir en busca de su ex-mujer April y su hija Claudia. Le acompaña en la aventura su amigo Baz y su camarera Nova.

Una vez reunidos todos, se dan cuenta que su hijo Matt está en el aeropuerto, en una escuela de vuelo, de modo que también acuden a su rescate.

Finalmente lanzan bombas desde un helicóptero para neutralizar el sharknado.

Sharknado 2: The second one. Fin y April (ya reconciliados) se dirigen en vuelo a Nueva York para presentar el libro: “Cómo sobrevivir a un sharknado y otros desastres no naturales”.

Poco antes de tocar tierra, un sharknado choca contra el avión causando varias muertes y la amputación de una mano de April, a la que posteriormente le insertarán una sierra radial totalmente funcional.

Casualmente, en Nueva York se encuentran la hermana de Fin, Ellen, su cuñado Martin y sus dos sobrinos Mora y Vaughn. Además de una antigua novia llamada Skye.

Fin tendrá que reunirse con su familia recorriendo todo Mahantan, mientras que un sharknado asola la gran manzana.

Según va avanzando la tormenta, tres sharkanados convergen en uno de gran magnitud. En esta ocasión tendrán que volar varios tanques de Freón, ubicados en el interior del Empire State para destruir el sharknado.

Sharknado 3: Oh hell no! Los tiburones llegan Washington y a Orlando, siendo más concretos al parque de atracciones Universal Studios. Allí Fin se reunirá con Nova, April y su hija Claudia.

Tras una serie de catastróficos acontecimientos, tendrán que ir al espacio en una nave, para acabar desde allí con el sharknado gracias a un rayo láser. El comandante de esta peculiar misión es Gil, el padre de Fin, interpretado por David Hasselhoff (el coche fantástico, los vigilantes de la playa), y que trabaja para la NASA.

Después de la explosión los tiburones salen disparados al espacio atacando el trasbordador. Fin es engullido por un tiburón, y April (que está embarazada de Fin) corre la misma suerte.

Posteriormente, los tiburones vuelven a caer a tierra. Fin sale con vida del interior de su tiburón, y April, que ha dado a luz dentro del escualo, también.

En la última escena cae del cielo una plancha metálica, resto de la nave espacial, matando aparentemente a April.

Sharknado 4: Que la 4ª te acopañe. Han pasado cinco años desde el último sharknado. Fin ahora vive en una granja de Kansas, junto con su madre Raye y su hijo pequeño Gil. La tierra está a salgo gracias al magnate tecnológico Aston Reynolds, que ha creado una empresa de balizas protectoras, llamada Astro X.

En pleno ataque de grandeza Reynolds inaugura un hotel-acuario de tiburones en las Vegas. Justo allí, Fin y su primo Gemini se van a reunir con su hijo Matt y su prometida Gabrielle.

De repente, un tornado de arena absorbe el agua y los tiburones del hotel de Reynolds, creando un nuevo sharknado. Más tarde, se volverán a reunir con April, que ahora resulta que es un robot capaz de volar y lanzar rallos en plan Iron Man.

Durante su avance,el sharknado se combinará con otros elementos tales como piedras, petróleo, fuego, relámpagos, vacas y energía nuclear, convirtiéndose de este modo en piedranado, petroleanado, fuegonado, relampanado, vacanado y nuclueanado (el más peligroso de todos).

La única manera de neutralizar este tornado de tiburones radioactivos, es aplicarle grandes cantidades de agua, de manera que deciden desviar el nucleanado a las cataratas del Niágara, donde finalmente consiguen acabar con él.

Sharknado 5: Aletamiento global. La última secuela hasta el momento se estrenó el pasado 6 de agosto de 2017, con un presupuesto de tres millones de dólares (doblando el de la película original de 2013), y contando con múltiples cameos.

Gil, el joven hijo de Fin y su biónica mujer April, queda atrapado en un viajenado. Se trata de un tornado con tiburones que va saltando por todo el mundo causando grandes destrozos. El viajenado llevará a nuestros protagonistas por Londres, Tokio, Río de Janeiro, Egipto e infinidad de lugares más.

Por si esto fuera poco, hay sharknados de varias clases en todo el globo causando estragos, entre ellos un safarinado (con animales de la sabana africana) y un tiburonzilla (una especie de Godzilla echo con tiburones radioactivos).

Nuestros amigos contarán con la inestimable ayuda de la hermandad de hermanas (solo mujeres) sharknado, una logia secreta que lucha contra este tipo de tornados.

Por desgracia el mundo quedará prácticamente destruido y deshabitado, tras una enorme explosión producida al intentar controlar los sharknados.

Al final de la película, Fin (que parece ser el único superviviente de la tragedia) se reencuentra con su hijo Gil, que ya es adulto porque viene del futuro gracias a un coche que puede viajar en el tiempo.

Gil le dice a su padre que deben volver al pasado para solucionarlo todo, y aparece la frase “to be continue”, con unas letras de diseño similar a las de regreso al futuro, lo que nos da una clara orientación de lo que será la próxima secuela.

El futuro

Parece ser que a la saga aun le queda cuerda para rato, o al menos para un año más como poco. Sharknado 6, se estrenará en verano de 2018 y estará inspirada en los viajes en el tiempo.

Supongo que le darán otra vuelta de tuerca más a una idea, que aunque graciosa en sus inicios, ya está desgastada desde hace por lo menos dos entregas de pura repetición y agotamiento.

En el trailer, que por supuesto ya está disponible, podemos leer “72 años después el mal vuelve para reclamar su victoria final”. Así que es de esperar que asistamos a un film en el que los protagonistas tendrán que volver a pasado (y a lo mejor también al futuro), para destruir nuevamente el ¿tiemponado? y salvar a su familia y de paso al mundo.

Muy posiblemente me trague esta película por puro morbo y curiosidad. Al fin y al cabo, después de cinco entregas ya les tengo cariño a estos peculiares héroes.

Etiquetas: , , , ,

Categorías: Cine-TV

2 comentarios

  • David
    15/11/2017 | 11:06

    Serie B es otra cosa para mí. Serie B es cuando no hay presupuesto para hacer algo mejor, pero el guión mantiene una lógica.

    Esto es otra cosa. Es cine absurdo. Está mal hecho, pero sí tiene presupuesto. Y por supuesto, el guión no tiene lógica ninguna.

    En definitiva… esto es una mierda. Bajo mi humilde opinión.

    Responder a David
  • Víctor
    16/11/2017 | 12:21

    Yo soy de esos que piensan que son tan malas y cutres que te ries a la fuerza. Eso de ver en la primera que hay un sol radiante pero en un cambio de cámara está lloviendo es cutre de reirse.
    Lo de los cameos es demasiado, ver a gente como The Hoff o Bo Derek en ese tipo de papeles…

    También hay guiños a otras sagas famosas. El más claro es el título de la 4ª película imitando al de Star Wars, y en última el inicio es muy Indiana Jones (homenajean a su manera el inicio de la primera película y el propio Indiana con el cadáver con el látigo y el Fedora) y acaba a lo Regreso al futuro.

    Responder a Víctor

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos marcados con * son obligatorios.

Todos los comentarios insultantes o no relacionados con la entrada serán borrados sin piedad.

Tómate unos minutos para escribir correctamente, sin abreviaturas ni faltas de ortografía. El resto de usuarios te lo agradecerán.