oct
2
2009

¡Quién te ha visto y quién te ve!: Héroes de acción

por

QTV: Héroes de acción - Portada

Para encontrar el último artículo que se publicó bajo este título he tenido que navegar hacia atrás en el tiempo hasta septiembre de 2006. Si empezasteis a leernos más tarde, solo necesitáis saber que este pertenece a una serie de artículos que Rafa comenzó con el paso de niña a mujer de Punky Brewster y que, irónicamente, se suspendió hablando sobre el cambio de sexo de Larry Wachowski.

Hoy, tras tres años de silencio, yo tomo el relevo con este especial de héroes de acción, un festival de tipos duros cuyas películas fascinaron a toda una generación y que aún no han encontrado reflejo en los jóvenes actores de este siglo XXI.

Dolph Lundgren

QTV: Héroes de acción - Dolph Lundgren

Ingeniero químico, karateka y pentatleta, en los años ochenta este sueco de metro noventa y seis de estatura nos regaló dos roles para el recuerdo: el primero, el de Iván Drago, una máquina de matar fabricada en la Unión Soviética que consiguió que Rocky besase la lona (luego éste descubrió que entrenar en Moscú a -30 ºC te convierte en un boxeador invencible y las cosas se torcieron para el ruso); el segundo, el de He-Man, defensor de los secretos del Castillo Grayskull y el hombre más poderoso del Universo; ¿su único punto débil?: un presupuesto que no daba ni para pipas.

Después Lundgren se tiñó el pelo de negro para interpretar a Frank Castle en “Vengador” (el único personaje de Marvel que cada vez que se adapta al cine da peor resultado), y coprotagonizó la pasable “Little Tokyo: Ataque frontal” con Brandon Lee.

En 1992 tuvo su ocasión de lucirse enfrentándose a Van Damme en “Soldado universal”; sin embargo, aunque la película fue un éxito de taquilla, el belga no solo se llevó a la chica, sino también los mejores contratos. A partir de ahí, la carrera de Lundgren fue cuesta abajo y sin frenos, y la única salida si quería seguir trabajando era la serie B.

Lanzamientos directos a vídeo o DVD, pinitos en la dirección… ¿El olvido? No. El sueco tiene suerte. Se rueda la tercera parte de “Soldado universal” y Stallone le quiere para su “The Expendables”. Ahora Lundgren vuelve a salir en las revistas.

Chuck Norris

QTV: Héroes de acción - Chuck Norris

Por increíble que les suene a nuestros lectores más jóvenes, hace algunos años Chuck Norris, actor, ex Fuerza Aérea y consumado karateka, no nos hacía reír por ese fenómeno de Internet conocido como “Chuck Norris Facts” (Chuck Norris destruyó la tabla periódica porque sólo reconoce el elemento sorpresa; Chuck Norris puede hablar del Club de la Lucha; Chuck Norris puede estornudar con los ojos abiertos, etc.).

El hecho es que nos reíamos de él, pero por otro motivo: Chuck Norris anunciaba productos para ponerse cuadrado en la teletienda. Sí, amigos, a mediados de los noventa, eso era lo que los chavales veíamos de madrugada para partirnos el culo mientras esperábamos a que algún canal pusiera una peli soft-core.

Las películas de Norris, de hecho, nunca fueron muy conocidas por el público general, y desde luego nadie hablaba de ellas mitificando cada patada giratoria. Algunos, no obstante, teníamos la suerte de tener cerca un videoclub y habíamos visto a Norris actuar (es un decir, claro) en “Código de silencio”, “Desaparecido en combate” y “Delta Force”; y otros incluso disfrutamos observando cómo Bruce Lee le depilaba el pecho en “El furor del dragón”. Pero una cosa es segura: si mencionábamos a Chuck Norris en una conversación, no era para hablar de sus películas, sino de “Abdominators” y “Power Shapers”.

Después de la desaparición de Cannon Films, productora de sus películas más populares, Norris se pasó a la televisión, donde renovó su fama con “Walker, Texas Ranger”, la serie que nos demostró que las patadas y las lecciones morales son más fuertes que las balas. Desde el final de la serie en 2001, Norris no ha hecho nada especialmente relevante. Que nosotros sepamos.

Arnold Schwarzenegger

QTV: Héroes de acción - Arnold Schwarzenneger

Mientras los niños de su edad soñaban con ir a la Luna o ser bomberos, Arnold confesó a sus padres que quería ser el hombre más musculoso del mundo. Entrenó duro, ganó varios premios, y a los veinte años se convirtió en el Mister Universo más joven de la historia. Ganó algunos trofeos más, y luego fue a por el premio gordo, el título de Mister Olympia. Con veintitrés años, su sueño se había cumplido.

Y entonces Arnold dijo a sus padres: “Quiero ser una estrella de cine”, y abandonó Austria para instalarse definitivamente en los Estados Unidos, donde, como todos, empezó su carrera con modestia y cutrerío. Sin embargo, Arnold tuvo mucha suerte, y su camino no tardó en cruzarse con el de dos grandes directores: John Milius primero, y James Cameron después. Éstos le convirtieron en la gran figura mediática que quería ser.

Después de “Conan el Bárbaro” y “Terminator”, llegó “Commando” y la personalidad del Chuache en la gran pantalla acabó de definirse. Arnold sería la clase de tipo duro que, en el momento justo, soltaría una frase sentenciosa y desternillante. ¿Quién no ha dicho alguna vez aquello de “Volveré” o “Hasta la vista, baby“?

En 1988, Arnold hizo su primera incursión en la comedia con “Los gemelos golpean dos veces”, donde compartía cartel con Danny DeVito. Estaba demostrado que Arnold tenía carisma, y la gente le adoraba. Ni siquiera su pronunciado acento austriaco, que en principio desacreditaba su perfil de gran héroe americano para la audiencia de habla inglesa, parecía poder obstaculizar sus logros.

Sin embargo, la vida está llena de altibajos, y el declive del Chuache empezó tal vez con “Un padre en apuros”, una película navideña en la que salían Sinbad y el chaval repelente de “La amenaza fantasma”. Ocho años después, se estrenaba “Daño colateral” y, por primera vez en mi vida, me encontré dando cabezadas mientras veía una película de Arnold Schwarzenegger. Su último papel serio fue el del T-800 en “Terminator 3″, la peli más floja de la trilogía.

A sus casi sesenta tacos era evidente que mantener el impresionante físico que le había llevado a la fama no era sencillo, así que, tras cumplir su segundo sueño, Arnold fue a por el tercero: triunfar en la política. Así, en 2003, tras una campaña que fue seguida con atención por todo el globo, el Hércules austriaco ocupó el asiento del gobernador de California. Ahora solo nos queda esperar su cameo en “The Expendables” y ver si, concluido su mandato, decide volver al mundo del cine.

PD: Todos hemos visto las fotos del Chuache en bañador acompañadas de chistes como “Oh, my back!”, así que con mencionarlas, basta. ¿O es que los abueletes que veis tomando el sol en la playa tienen mejor aspecto? Además, con independencia de sus facultades interpretativas, Arnold es todo un ejemplo de superación y de lo lejos que puede llegar un hombre si tiene fuerza de voluntad.

Steven Seagal

QTV: Héroes de acción - Steven Seagal

Al igual que Norris y Lundgren, Seagal también es un experto en artes marciales reconvertido a actor. Empezó estudiando karate en los Estados Unidos y luego vivió una temporadita en Japón, donde aprendió aikido y le dio por aquello del budismo zen, que, por lo que he podido deducir de sus películas, se funda en dos principios fundamentales: hieratismo y hostias como panes.

A su regreso a los Estados Unidos, Seagal abrió un dojo y trabajó detrás de las cámaras coordinando escenas de lucha hasta que el cazatalentos Michael Ovitz reparó en él. Su debut como actor fue en “Por encima de la ley”, donde ya dio muestras del elevado número de registros que podía llegar a interpretar: uno.

En los años siguientes, Seagal protagonizó otras tres cintas cortadas por el mismo patrón, y en 1992 se estrenó la que probablemente sea su mejor película: “Alerta Máxima”, en la que, para variar del esquema putada-venganza de las cintas anteriores, Seagal se enfrentaba a unos mercenarios a bordo de un buque de guerra.

Sin embargo, encasillado como estaba en el rol de perdonavidas, las cosas no tardaron en ir de mal en peor para Seagal, que pronto se ganaría el sobrenombre de “el gordo de la coleta”. Al entrar en el nuevo siglo, amenazó con resurgir de entre las sombras con “Herida abierta”, pero fue otro chasco y a ésta le sucedieron un montón de truñacos que fueron directamente a la estantería del videoclub.

En 2005, Seagal demostró que valía mucho más como músico que como actor con su primer disco: “Songs from the Crystal Cave”, al que siguió “Mojo Priest” en 2006. Podéis escuchar fragmentos de todos sus temas en su página oficial. Si os gusta el blues, no están nada mal.

Sus seguidores esperan que se retire tras rodar “Machete” con Robert Rodríguez. O, al menos en mi opinión, deberían hacerlo.

Sylvester Stallone

QTV: Héroes de acción - Sylvester Stallone

Si habéis seguido la carrera de Stallone con cierta atención, sabréis que su debut como actor se produjo en una peli porno. Y si no, ahora ya lo sabéis. Yo desde luego no tuve ni idea hasta hace unos pocos años. Cuando era pequeño y me anudaba una cinta a la cabeza para emular a Rambo no pensaba que mi héroe favorito había ido por ahí con el pajarito al aire haciendo “guarreridas”.

Tras interpretar algunos papeles secundarios de los que podríamos destacar el del sanguinario Joe Viterbo en “La carrera de la muerte del año 2000″, Stallone escribió la primera parte de la que sería una de las sagas más rentables de su carrera cinematográfica, la historia de un boxeador salido de la nada que, con esfuerzo y dedicación, llegaba a lo más alto. “Rocky” se estrenó en 1976, y obtuvo diez nominaciones de la Academia y tres Oscars, entre ellos los de mejor película y mejor director.

Entre 1978 y 1982, Sly alternó películas más o menos anodinas con las dos primeras secuelas de “Rocky”, que le dieron excelentes resultados en taquilla. Sin embargo, en 1982, el Potro Italiano no solo se enfrentó a Mr. T en el cuadrilátero, sino también a los recuerdos de la guerra de Vietnam y a los prejuicios de una sociedad incapaz de aceptarle. “Acorralado”, más conocida como “Rambo”, fue el inicio de su otra gran saga cinematógrafica. Su secuela, mucho más palomitera, llegó tres años más tarde, y a ésta le siguió el combate de Rocky contra el ruso Iván Drago.

Después de todo aquello vinieron dos películas por las que siento especial debilidad: “Cobra”, en la que Sly interpreta a un policía con mano dura, y “Yo el Halcón”, una de las mejores películas de pulsos que se ha rodado nunca (creo que hay dos). Las pelis de acción engrosaban año a año su currículo: “Tango y Cash”, “Máximo riesgo”, “Demolition Man”, “El especialista”, “Juez Dredd”, “Asesinos”, “Pánico en el túnel”…También se estrenaron las que todos pensamos serían las últimas secuelas de “Rocky” y “Acorralado”.

Probablemente en un esfuerzo por no encasillarse como héroe de acción, Stallone probó suerte con la comedia en “¡Alto!, o mi madre dispara”, que es mala hasta decir basta, y con el drama en “Copland”, donde demostró al gran público que tenía más de un registro. Pero estos experimentos no daban dinero, y aunque “Spy Kids 3-D” puede tener gracia si uno la ve completamente mamado, no es ahí donde los seguidores de Stallone esperaban ver a su héroe.

En 2006, demostrando un excelente conocimiento del negocio del cine y de lo que realmente quieren los espectadores, Sly resucitó a Rocky en “Rocky Balboa”, y en 2008 hizo lo mismo por Rambo. La nostalgia sin duda es un poderoso aliado cuando se trata de llenar las salas, y ambas películas triunfaron en taquilla.

En su último proyecto, “The Expendables”, Stallone ha conseguido reunir un reparto tan explosivo que me es imposible detallarlo sin que me tiemblen las manos. En cualquier caso, podéis consultarlo aquí. La peli se estrenará en 2010 y promete ser el epítome del cine de acción.

Jean-Claude Van Damme

QTV: Héroes de acción - Jean-Claude Van Damme

También conocido como “Los Músculos de Bruselas”, Van Damme empezó a practicar artes marciales desde muy jovencito; primero aprendió shotokan karate y luego kickboxing, taekwondo y muay thai. Tras participar en varios torneos europeos y consagrarse como campeón de full-contact, viajó a Hong Kong y de ahí a Los Ángeles para probar suerte en el mundo del cine.

En 1988 se presentó su primera gran oportunidad: “Contacto sangriento”. Aunque la película estuvo a punto de no estrenarse, Van Damme consiguió que finalmente viera la luz, lo que le permitió iniciar una fructífera carrera de proyección internacional. Los noventa fueron suyos y de su famosa patada de 360 grados: “Cyborg”, “Kickboxer”, “Lionheart “, “Doble impacto”, “Soldado universal”, “Blanco humano”, “Timecop”… Incluso se atrevió a compaginar los trabajos de actor y director en “The Quest”, que, lamentablemente, fue su primer gran fracaso en taquilla.

Así, al mismo tiempo que su trayectoria profesional se torcía, sus problemas personales iban en aumento. Divorcio, cocaína, alcohol…, estas palabras resonaban cada vez que la prensa se hacía eco de su vida privada, y el actor belga parecía condenado a convertirse en carne de videoclub.

Pero Van Damme superó aquellas dificultades y, en 2008, el director francés Mabrouk El Mechri le devolvió al panorama cinematográfico con “JCVD”, una película aplaudida por la crítica en la que el belga se interpretaba a sí mismo en una reflexión sobre su carrera marcada por una trama más o menos realista que empleaba la metalingüística como vehículo de expresión.

Yo, personalmente, prefiero ver a Van Damme repartiendo estopa antes que llorando frente a la cámara; pero me alegra tenerlo de vuelta. Además, parece que sus próximas películas irán por el buen camino y serán pura adrenalina.

Bruce Willis

QTV: Héroes de acción - Bruce Willis

Y terminamos nuestro repaso de tipos duros con Bruce Willis. Nacido en Alemania pero criado en New Jersey, Estados Unidos, la fama le llegó relativamente pronto con la comedida televisiva “Luz de Luna”, en la que interpretaba a un detective privado muy gallito emparejado con la guapísima Cybill Shepherd.

En 1988, recién casado con Demi Moore (de la que se divorciaría doce años más tarde), saltó a la gran pantalla con el blockbuster “Jungla de cristal”, que dio una vuelta de tuerca al estereotipo de héroe de acción. Así, mientras que Chuck Norris superaba tres entregas de “Desaparecido en combate” sin apenas un rasguño, el personaje de Willis acababa su aventura de rascacielos hecho un guiñapo, demostrando que los héroes también son de carne y hueso y pueden sangrar.

Al año siguiente, Willis puso su voz al bebé de “Mira quién habla”, y en 1990 retomó el papel de John McClane en “La jungla 2: Alerta roja”, que volvió a arrasar en taquilla. En apenas diez años participó en más de veinte películas, incluyendo unos pocos fiascos y varias cintas memorables. Entre las segundas podemos destacar “El último Boy Scout”, “Pulp Fiction”, la tercera parte de “Jungla de cristal”, “Doce monos”, “El quinto elemento”, “Armageddon” y “El sexto sentido”. En esta última película, ofreció una de sus mejores interpretaciones haciendo de fantasma. Si no la habíais visto, os jodéis.

Asentado como una de las grandes estrellas de Hollywood, como manifiestan, por ejemplo, sus cameos en series como “Ally McBeal” y “Friends”, Willis sumó dos pequeños chascos a su carrera antes de protagonizar la adaptación al cine de la novela gráfica “Sin City” y recuperar a un rapado y más duro que nunca McClane en “La jungla 4.0″.

La semana pasada le vimos joven de nuevo en “Los sustitutos” (una película breve y entretenida) y en 2010 le veremos en “The Expendables”, una cita a la que no pienso faltar.

Fuentes

IMDb

Sobre El Tipo de la Brocha:

Aunque mi verdadero nombre no se puede leer sin perder la cordura, por aquí se me conoce como el Tipo de la Brocha.

Durante el día trabajo en una oficina, y por la noche... también. El poco tiempo libre que tengo lo dedico a celebrar bacanales decadentes con grandes ollas de queso fundido y a enseñar a escribir a los monos. En realidad, todos los artículos que he publicado en este blog los han escrito ellos, así que si no os gustan, ya sabéis a quién dirigir vuestras quejas.

Ver más artículos de El Tipo de la Brocha

26 comentarios

  1. Joer la de artes marciales que conoce Van Damme es el Street Fighter definitivo.

    Que ganas le tengo a The Expendables

    Responder
  2. Cloro

    Impresionante post, he devorado cada letra. Mi favorito Bruce Willis (para mí la primera entrega de La Jungla todavía no ha sido superada), y el peor “el gordo con coleta”.

    Tengo tantas expectativas puestas en “The Expendables” que es imposible que no me decepcione.

    Responder
  3. Leon

    Que gran post, una ciber palmadita en la espalda para ti xD

    Haciendo una clasificacion..

    1- Sly (quien si no)
    2- Chuache
    3- Bruce
    4- Van Damme
    5- Lundgren

    Seagal y Chuck Norris son absolutamente lamentables, y sus pelis no merecen ni nombrarse, he dicho.

    Bueno, las de “Delta Force” si merecen una pequeña mención, porque son tan horribles que es alucinante.

    Responder
  4. [...] Quien te ha visto y quien te ve: Héroes de acciónwww.ionlitio.com/cine-tv/%C2%A1quien-te-ha-visto-y-quien-te-… por MetalZombie hace pocos segundos [...]

    Responder
  5. bitarin

    @ El tipo de la brocha:
    “…Arnold Schwarzenegger. Su último papel serio fue el del T-800 en “Terminator 3?, la peli más floja de la trilogía….”

    De donde saca todo el mundo lo del T-800??, ¿me debo poner en contacto con Iker Jimenez para averiguarlo??

    El señor Arnold Schwarzenegger interpreta en todas las películas el papel del T-101 cyberdyne. Y después de ver las tres películas con calma no he encontrado ninguna referencia al T-800. Por lo que me atrevo a decir, y ciñéndome al celuloide, que el T-800 no existe (y ya no entro a saco en los fallos argumentales cometidos a partir de la segunda película).
    salu2

    Responder
  6. Sergio

    Que post más bueno…

    Qué decir de Chuache… Para mí es uno de mis actores favoritos, pues siendo consciente de sus carencias interpretativas ha sabido escoger muy bien los papeles y directores con los que trabajar. La verdad que ya solo con “Conan, el Bárbaro” (una obra maestra, casi una ópera en cine, que grande Basil Poledouris) podría haberse retirado. De hecho, tras su estreno se hizo millonario y se compró media Santa Mónica…

    A Stallone también le tengo aprecio como actor, más que nada porque escribe la mayoría de los guiones de sus películas. Protagonizar “Rocky I”, “Rocky II y “Acorralado” (ésta última con guión de John Milius, si mal no recuerdo) ya supone haberte ganado un lugar en la filmoteca de cualquier cinéfilo. Y sobre todo “Copland”, con 20 kilos más encima y compartiendo reparto con Harvey Keitel, De Niro y Ray Liotta… Por cierto, te olvidas de “Oscar, ¡quita las manos!”, una comedia en la que hacía de mafioso (la ví hace la porra de años).

    Responder
  7. Sergio

    De Stallone también te olvidas de nombrar “F.I.S.T, símbolo de fuerza”, en la que interpreta a un sindicalista en las primeras décadas del S. XX (película muy recomendable) y “Evasión o victoria”, en la que encarna a un prisionero de guerra en un campo nazi durante la 2ª Guerra Mundial. Es una película bastante curiosa, sobre todo cuando ves que su compañero de presidio es Pelé, jejeje

    Responder
  8. LiNks

    Creo que la mejor peli de comedia que tiene Stallone es “Oscar”, madre de dios lo que me llegue a reir!

    Responder
  9. Excelente articulo , los heroes de hacen mayores que le vamos a hacer , pero como bien dices no existe un relevo generacional de tipos duros , en activo solo queda el pobre Bruce Willis

    Responder
  10. sephil

    Vaya…. que buenos tiempos aquellos. Aunque la verdad a mi me gustan más las películas de Bruce Willis. Es una pena que las películas de acción (y tambien sus actores por supuesto) estén comenzando a decaer a la fecha. Gracias por el artículo.

    Responder
  11. Carlitoooxxx

    De solo leer este articulo me crecio pelo en el pecho, mis genitales aumentaron un 30% de tamaño y tengo ganas de demoler edificios y romper cuellos.

    El mejor Arnold el Chuache, lo admiro demasiado. Y Chuck Norris solo por Walker Texas ranger (y por los chistes tambien XD).

    Responder
  12. RUSSO

    @Bitarin: Como explicación esto de los seriales es un lio que introdujeron desde Terminator 2, porque en el Terminator 1 no se hace mención de los seriales de los androides, salvo en los comentarios de dvd años más tarde.
    Inclusive en las páginas oficiales y las de Cameron se aclara siempre estos detalles.

    El nombre completo del androide que representa Swarzenegger en “Terminator 3″ vendría a ser “Terminator Serie 850 Modelo 101″. Desafortunadamente crean la duda porque en algunas partes de la película lo nombran como T-850 y en otras como T-101.
    Ojo! en T3 es un 850, que es la “mejora” del T-800, que fue su personaje en “Terminator 2″. La diferencia obviamente porque Arnold en T3 ya estaba con más años y su estructura fisica ya era otra, el rostro e inclusive va con chamarra de cuero cerrada casi toda la pelicula, y no con camisetas ajustadas como en T2.

    De igual manera se nombra al androide villano de T2, el T-1000, y en el caso de T3 no viene a ser una androide sino una “fembot” o en mejor palabra una gynoide.

    Por cierto que desde T3 el mundo argumental paralelo de la saga Terminator se ha expandido enormemente, pasando de un par de androides que regresan al pasado a un universo casi lleno de androides ocultos como personas comunes y corrientes. Eso lo pintó la serie de “Sarah Connor Chronicles”, donde ya casi se encontraba un Terminator disfrazado en cada esquina.

    Cambiando el tema, la peli de Stallone también la espero. Ha mezclado a los nuevos “héroes de acción” como Jason Statham y por ahi al luchador Stone Cold Steve Austin, y a legendarios como Arnold, Bruce Willis y el mismo Stallone. Habrá que ver que tal va.

    Responder
  13. chuacheee

    os olvidais de Kurt Rusell otro de los grandes!!!

    Responder
  14. Muy buen articulo señor de la brocha, estas que lo bordas

    Responder
  15. Qué grande… los tipos más duros, y algunos de ellos los peores actores, del cine de Hollywood.

    Debo decir, que aunque algunos son lamentables como actores (Chuck y Seagal), el resto se pueden salvar, llegando a tener a algunos buenos.

    Sly, por ejemplo, demostró en Copland que era capaz de hacer un papel alejado del estereotipo de hombre duro, interpretando a un policía sordo que se enfrenta a otros duros del cine.

    De ‘Chuache’ destacaría su trabajo hasta su etapa blandorra… la que hace de padre embarazado (lamentable) o la de ‘Poli de Guardería’.
    ‘Los Gemelos golpean dos veces’ era realmente divertida, y en ‘Mentiras Arriesgadas’ nos hace pasar un excelente rato.

    Y de Willis, el más solvente de todos, poco se puede añadir.
    12 monos, la gran ‘El Último Boy Scout’ (buenísima), la saga de la Jungla y mi favorita… ‘El Protegido’, todas grandes películas.

    Responder
  16. gmassa

    Para mi, las mejores de estas peliculas son:

    -Demolition Man, de Stallone con Wesley Snipes teñido de rubio.

    -Double Team, de Van Damme con Denis Rodman

    Eso si, son solo para verlas con tus amigos, con unas birras de mas y para partirte de risa

    Responder
  17. Que crack bruce willis, me gustan sus pelis 10 veces mas que antes, no se, un crack!!!!

    Responder
  18. bitarin

    @ RUSSO
    estoy seguro de que en la segunda entrega de Terminator se hace referencia al T-101 cyberdyne :)

    Responder
  19. Sergio

    @RUSSO

    Quizá me equivoque, pero en Terminator Kyle Reese le comenta a Sarah Connor que los primeros exterminadores con apariencia humana eran los T-600, a los cuales se les reconocía con bastante facilidad porque tenían la piel de goma y no sangraban. Esto demostraría que en la primera ya hacían referencia a los números de serie (aunque ya te digo que a lo mejor me estoy equivocando).

    Responder
  20. Locuelo

    Tal y como comentaban por ahí arriba, se echa de menos un apartado dedicado a Jack Burton, digooo… Kurt Rusell. Con perdón de los dioses del cine, pero creo que “Golpe en la Pequeña China” es una película completamente antológica en el mundillo del cine de acción.

    Y ya puestos, algo de Wesley Snipes también habría estado bien :P

    Genial el post.

    Responder
  21. Si no he incluido a Kurt Russell, ha sido por puro despiste. De todos modos, la lista podría haber sido mucho más larga, y tampoco era cuestión de extenderse hasta el infinito. Dígamos que esto ha sido una suerte de selección personal.

    Responder
  22. RUSSO

    @ Bitarin @ Sergio : Pues la verdad no soy un erudito en la materia del Terminator, pero la explicación que di es la que recuerdo cuando la confusión se dio ya hace tantos años atras. El problema sigue siendo en que en todas las peliculas siempre lo nombran como T-101 y tambien como T-800 o T-850. Lo final quedó ya que viene a ser el número de serie del exterminador en cuestión, y al villano le llamaban T-1000, y a la villana de T3 la T-X. El nombre de los villanos hace retomar aquello que el de Arnold debería ser llamado el T-101, ya que “T-1000″ es su modelo robótico, asi igual el “T-X”, y no son los números de serie (números de serie como cuando se produce un aparato en serie o en masa, asi debería haber un T-1000 serie 102 por ejemplo o 103 o 104 todos con la cara de Robert Patrick)

    Una buena solución creo yo sería percatarse de lo que aparece en el HUD (visor) del Terminator cuando se enciende o cuando aparece la información de su serie y modelo. En varias de las peliculas se ha dado la toma de ver en los ojos del Terminator, y siempre se puede ver cuál es su modelo y serie.

    Responder
  23. brakaros

    Impresionante artículo, llevo tiempo sin aparecer por aqui y me he encontrado con una muy grata sorpresa al volver, muchas gracias tipo.

    mi favorito, por cierto, es Wilis por encima de todos, sus personajes me encantan en todas sus películas.

    Responder
  24. Baskerbill

    Te dejas “16 calles” de Bruce Willis, retorno del actor y director de “La jungla de cristal” al más puro cine de acción de aquella época.

    Responder
  25. [...] Quién te ha visto y quién te ve: Héroes de acciónwww.ionlitio.com/cine-tv/%C2%A1quien-te-ha-visto-y-quien-te-… por jorenob hace poquitos segundos [...]

    Responder
  26. Elvert

    Jean Claude Van Damme tiene un carisma arrollador, cuando uno ve sus películas, las ve por él exclusivamente. A diferencia de cuando uno ve películas de Stallone, Willis o del Chuache que tienen además mayor presupuesto, Por eso, y si se entiende lo que quiero decir, en ese sentido Van Damme es mucho mejor como heroe de acción.

    Responder

Dejar una respuesta

Código aceptado: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

El administrador de esta página web no se hace responsable de las opiniones aqui vertidas.

Los comentarios no son un chat ni una forma de contacto con el autor, para ello existe la sección de contacto en la parte superior de la web.

Todos los comentarios insultantes o no relacionados con la entrada serán borrados sin piedad.

Asimismo, recuerda que tu comentario no es un mensaje SMS. Tómate unos minutos para escribir correctamente, sin abreviaturas ni faltas de ortografía. El resto de usuarios te lo agradecerán.