jul
31
2008

El coche fantasma

por

Carretera lluviosa con niebla

Las noches de verano son ideales para reunirse alrededor de una hoguera contando historias de miedo. La de hoy es una de esas historias, que me llegó por e-mail hace ya unos cuantos años y que asegura, como tantas otras, ser absolutamente real: la historia del coche fantasma.

Ocurrió hace algún tiempo, y aunque parezca sacado de una película de Alfred Hitchcock, dicen que fue real y que pasó cerca del Pantano de Alarcón, en Cuenca.

Un hombre estaba parado a la orilla de la carretera a medianoche haciendo autostop, mientras estaba cayendo una tormenta tremenda. Pasó un buen rato bajo la lluevia, pero nadie se paraba para llevarlo. La tormenta era tan fuerte que apenas se alcanzaba a ver a unos tres metros de distancia.

De repente, vio como un coche con las luces apagadas se acercaba lentamente y al final se detuvo frente a él.

El hombre sin dudarlo, por lo precario de su situación, se sube al coche y cierra la puerta. Pero cuando mira hacia el asiento de al lado, se da cuenta, con asombro, de que nadie va conduciendo el coche.

De repente el coche arranca suave y pausadamente. El hombre comienza a escuchar voces que susurran algo que no entiende, y oye jadeos y quejidos, pero, no hay nadie. Mira hacia adelante, a la carretera y con horror se percata de que delante hay una curva.

Asustado, comienza a rezar e implorar por su salvación al advertir su trágico destino. Aún no ha terminado de salir de su espanto cuando, justo antes de llegar a la curva, aparece una mano tenebrosa aparece por la ventana del conductor y mueve el volante lentamente pero con firmeza.

Paralizado por el terror y sin aliento, cierra los ojos y se aferra con todas sus fuerzas al asiento; inmóvil e impotente ve cómo sucedía lo mismo en cada curva del oscuro camino, y los quejidos y jadeos aumentan a cada momento, lo que le provocaba tal espanto que cada vez se acurrucaba más en el asiento.

De pronto escucha unas voces jadeantes que le dicen… “No te escondas, que te vemos”… “¿Por qué te escondes?”

Totalmente helado por el pánico, tras varios segundos sin atreverse a contestar, y ante la insistencia de las voces que le repetían lo mismo una y otra vez, responde…

- ¡Por favor no me hagáis nada!, ¡Por favor no!

A lo que escucha un voz ronca, fuerte y clara que le dice….

- ¿Que no te hagamos nada, cabrón? ¡Como no salgas del coche y empujes como los demás, te vamos a inflar a hostias!

También en ion litio…

Tópicos de los videojuegos RPG
Daniel Chesterfield
Dieta relámpago

Sobre q256:

Que no os despiste mi nombre: no soy ningún robot, sino el creador de esta página web. Comencé ion litio como un proyecto personal, pero a día de hoy tengo la suerte de contar con un pequeño equipo de colaboradores esporádicos que me ayudan a llevar el peso de la misma, siendo por tanto este un proyecto colaborativo.

Aun así, no puedo evitar el seguir sintiendo esta web como algo propio, así que cuando mi tiempo me lo permite, intento desmarcarme de vez en cuando con algún artículo de esos que hacen aflorar la lagrimilla nostálgica. Tanto para demostrarme que sigo en forma como porque, simplemente, me encanta hacerlo.

Ver más artículos de q256

20 comentarios

  1. xD

    Me sabía el chiste, pero nunca lo había leído/escuchado en formato historia de miedo. Me la apunto.

    Responder
  2. ufff era chiste. espera otro final más típico pero menos cómico. La foto, ilustraba demasiado bien la entrada, ya me había metido en situación XDDD

    Responder
  3. Repelus

    ¡¡¡Juas!!! XD
    ¿Silent Hill meets Mortadelo y Filemón?
    Yo también me esperaba lo peor… muy bueno. :P

    Responder
  4. salva

    jajaja, sinceramente no me esperaba ese final:D:D

    Responder
  5. Kenshin

    Muy bueno me la apunto para las excursiones de verano!

    Responder
  6. Carter

    brutal XD
    cuando lo estaba leyendo pensaba, ¿pero esta historia con lo mala que es ya se la creera alguien?, hasta que llegas a la ultima linea que te rompe todos los esquemas XD

    Responder
  7. Ataparu

    Me ha encantado, ya creía que era la histórica típica y tópica de siempre, me ha sorprendido gratamente.

    Responder
  8. Estoy de acuerdo con aik. La foto ha ayudado a causar el efecto oportuno.

    Responder
  9. Cuando leí el título, pensaba que el post estaba dedicado al coche fantástico… pero no XD

    Responder
  10. Ya tengo para desesperar a mis amigos la proxima reunion nocturna jeje

    Responder
  11. Carlos

    jajaja no ma carnal esa si estuvo buena si me la crei jajajaja rifado buena por esta

    Responder
  12. wajajaja excelente xD!!!

    Responder
  13. Leyendas Urbanas: El Coche Fantasma…

    Las noches de verano son ideales para reunirse alrededor de una hoguera contando historias de miedo. La de hoy es una de esas historias, que me llegó por e-mail hace ya unos cuantos años y que asegura, como tantas otras, ser absolutamente real: la hi…

    Responder
  14. Jajaja, no sabía a que se refería el post al comienzo xD
    Muy weno, para contarlo a las 3 de la mañana con los amigos ^-^

    Responder
  15. Clásico. Muy bueno.

    Responder
  16. rakle89

    juas juas juas yo m esperaba lo tipico, igual q la autoestopista fantasma… pero la ultima linea es lo mejor q he visto xDDD esta la contare yo por ahi

    Responder
  17. JAJAJA No conocia el chiste, no me esperaba ese final XD

    Responder
  18. Jajajajaja, Viejo, pero muy bueno.

    Responder
  19. Me lo contaron hace tiempo pero ya no me acordaba, xDDD

    Responder
  20. Me gustan estas historias de Miedo, sou un fanatico de estas leyendas urbanas que hacen latir mas fuerte el corazon, y que dejan siempre la duda si son ciertas o no

    Responder

Dejar una respuesta

Código aceptado: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

El administrador de esta página web no se hace responsable de las opiniones aqui vertidas.

Los comentarios no son un chat ni una forma de contacto con el autor, para ello existe la sección de contacto en la parte superior de la web.

Todos los comentarios insultantes o no relacionados con la entrada serán borrados sin piedad.

Asimismo, recuerda que tu comentario no es un mensaje SMS. Tómate unos minutos para escribir correctamente, sin abreviaturas ni faltas de ortografía. El resto de usuarios te lo agradecerán.