Jul
25
2008

La Peste Negra

Compartir en... Twitter Facebook Google+ Menéame Whatsapp

Peste Negra - Ilustración de 1411Considerada justamente como una de las mayores epidemias de todos los tiempos, La Peste Negra diezmó de forma dramática a la población europea. La enfermedad se antojaba imparable, y muchos creyeron ver en la misma una señal del fin del mundo.

En una época en la que el concepto de higiene pasaba por bañarse un par de veces al año, esta enfermedad, que transmitían las pulgas de las ratas, se propagó a la velocidad del rayo, atravesando todo el continente europeo en apenas unos años.

Aunque las epidemias de peste eran relativamente comunes en la antigüedad, lo cierto es que entre los siglos VIII y XIV casi desaparecieron por completo, por lo que esta última gran epidemia supuso un punto de inflexión fundamental. Nunca antes ni después se vio nada semejante, y sus repercusiones fueron mucho más allá de la muerte, dando origen a un progresivo cambio social que trastocó por completo la sociedad medieval.

El barco que trajo la muerte

La peste propiamente dicha es una enfermedad que se da sobre todo en los roedores, animales en los que se propaga a través de las pulgas. No obstante, de vez en cuando estas pulgas infectan a su vez a las ratas domésticas, tristemente comunes en las casas europeas del siglo XIV, acercando por tanto a las mortíferas pulgas a los seres humanos.

Normalmente la peste afecta a los nódulos linfáticos de la ingles y las axilas, que se hinchan hasta convertirse en dolorosos bubones (agrandamiento de los ganglios linfáticos del que deriva el nombre de Peste Bubónica). No obstante, en ocasiones son los pulmones los que resultan afectados, dando origen a una variedad mucho más mortífera de la enfermedad, la Peste Neumónica, que tiene la horrible capacidad de transmitirse de una persona a otra por el aire.

En algún momento de la década de 1330, una nueva cepa del bacilo de la peste apareció en algún lugar de Asia Central. Dio la casualidad de que dicha cepa tenía la capacidad de infectar fácilmente a los seres humanos, por lo que poco a poco la peste comenzó a transmitirse entre ellos. Hacia 1340, la peste había llegado al Mar Negro.

Peste Negra - BarcoEn la península de Crimea, una lengua de tierra que pentra en el Mar Negro, existía un puerto llamado Kaffa (la actual Feodosiya) donde los comerciantes genoveses habían establecido un puerto, a través del que proveían a Europa de aquellos bienes que solo podían obtenerse en Oriente.

En octubre de 1347, una flota de doce barcos genoveses partió desde Kaffa, haciendo escala en Constantinopla, Venecia, Messina y, finalmente, Génova. Los hombres de a bordo habían sido afectados por una extraña enfermedad, y los pocos hombres que no estaban ya muertos se ha­llaban moribundos. Sin saberlo, esta flota mercante supuso la entrada de la terrible enfermedad en Europa Occi­dental. A principios de 1348, la peste ya había llegado a Francia, y a me­diados de 1348 alcanzó las islas británicas.

Dado que la Edad Media no es un período histórico que se caracterice precisamente por su higiene, la peste se propagó de manera fulminante, ayudada por las ratas que poblaban las ciudades. La enfermedad mató a alrededor de 25 millones de personas en Europa (algo más de un tercio de la población), y muchas más en África y Asia, antes de desapa­recer.

La Peste se propagó fundamentalmente a través de las rutas comerciales y los movimientos de personas, por lo que apenas algunos rincones del continente escaparon a la enfermedad. Los sobrecogedores relatos de la época hablan de naves que arribaban a puerto sin tripulación, ya que toda había fallecido durante la travesía, así como de ciudades y pueblos que quedaban desiertos tras la huída de sus habitantes.

Si la enfermedad dejó de propagarse no fue porque se le encontrara cura, sino por que la mayor parte de las personas vulnerables a la misma habían muerto. Haría falta más de un siglo para que la población europea volviese a los niveles de 1340.

Los habitantes de la época dieron a la plaga el nombre de “La Gran Muerte” o “La Moria Grande”, ya que se introdujo en Europa a través de los puertos italianos. No sería hasta el siglo XIX cuando comenzó a denominarla como “Peste Negra”, en alusión al pánico causado por dicha enfermedad y al característico color de los bubones de la misma.

El avance implacable de la Peste

Hasta la epidemia de la Peste Negra, no se recordaba en el mundo conocido una epidemia semejante. Más de un tercio de la población europea falleció, y los habitantes de Europa en esta época vivían con la constante sensación de que la muerte pendía sobre sus cabezas.

Lo que un día comenzaba con una simple tos, podía desencadenar en apenas unos días en una muerte horrible y dolorosa. En una época imbuida de una religiosidad mucho más profunda que la actual, no faltó quien quiso ver en dicha epidemia un castigo divino. Las muertes se contaban por millares y ciertamente parecía que el juicio final había llegado.

La Peste Negra - Ilustración de Marcello, 1348

Pero la Peste afectaba a todos por igual. Solo algunos individuos conseguían superar la enfermedad, o eran afectados por una forma suave de la misma que les permitía desarrollar los anticuerpos necesarios. El resto de los afectados, sin embargo, morían en un corto período de tiempo de entre uno y tres días, una vez asomaban los primeros indicios de la enfermedad.

Ni siquiera los representantes de Dios en la tierra se libraban del castigo. Entre 1348 y 1349, tres arzobispos de Canterbury murieron de la peste. En la capital pontificia de Aviñón, murieron cinco cardenales y cien obispos. Y la enfermedad también afectó a las más altas esferas dela nobleza. Juana, hija de Eduardo III que estaba en camino hacia Castilla para casarse con el hijo del rey Alfonso XI, murió de la peste en Burdeos, antes de llegar a su destino. Y, en Castilla, murió el rey Alfonso. En Francia, murió la esposa de Felipe, Juana de Borgoña. Sin duda, si era un castigo divino, se estaba aplicando sin distinciones y con extrema dureza.

Combatiendo la enfermedad

Dada la escasa higiene y el nulo conocimiento sobre los gérmenes de la época, la sabiduría popular afirmaba que la única forma conocida de evitar la peste era huir de ella. El pueblo, totalmente ignorante de los mecanismos de transmisión, se esforzó sin embargo en encontrar un chivo expiatorio. Y estos fueron, como en tantas otras épocas de la historia, los judíos.

Surgió el terrible rumor de que los judíos habían envenenado las fuentes para matar a los cristianos, y se les persiguió llevando a cabo una terrible matanza. El hecho de que la peste afectase por igual a judíos y a cristianos no parecía tener importancia cuando se trataba de buscar un culpable. No obstante, al igual que a los judíos se perseguía a los forasteros o a los leprosos, intentando buscar una razón al origen de la plaga.

Peste Negra - El médico de la pestePero no todos huían de la enfermedad. Los médicos de la Edad Media buscaron la forma de combatirla, aunque todos sus intentos resultaron infructuosos, cuando no eran directamente contraproducentes. Para protegerse del contagio, solían vestir un atuendo característico que les daba un aspecto de aves apocalípticas.

Eran los llamados Médicos de la Peste, que llevaban una máscara con forma de pico de ave, en cuyo interior introducían hierbas aromáticas. En aquella época se creía que el contagio de la enfermedad estaba relacionado con su desgradable olor, razón por la que los doctores adoptaban esta medida de protección.

Sea de una forma o de otra, las muertes se sucedían implacablemente. Lo cierto es que las gentes del siglo XIV sí fueron conscientes, sin embargo, de que el estar cerca de un enfermo aumentaba las posibilidades de contraer la enfermedad, por lo que rápidamente estos eran repudiados y aislados.

Las crónicas de la época al respecto resultan sobrecogedoras: “No se había conocido nada semejante. Los vivos apenas eran suficientes para enterrar a los muertos” “El padre abandonaba al hijo, la mujer al marido y un hermano a otro hermano”. Describen las casas vacías, los pueblos y los campos abandonados, los terrenos cubiertos por los muertos, el silencio sepulcral que reinaba en todos lados.

Los habitantes de Europa creían que habían llegado su fin y una nube de oscuridad se extendió sobre el mundo La Peste destruyó el optimismo me­dieval del siglo XIII y alimentó un sentimiento fatalista que duraría muchos años después de la remisión de la enfermedad. Ante el sentimiento de que la muerte acechaba en cada esquina, las gentes que vivieron en esta convulsa época adoptaron la actitud de vivir el momento, exprimir al máximo el día a día sabiendo que al día siguiente podrían estar muertos

La ciudad que se salvó de la Peste

A pesar de todo, aunque la peste afectó de manera más o menos virulenta a casi toda la población europea, no tuvo el mismo impacto en todo el territorio. Por ejemplo, las regiones del norte de Polonia tuvieron sorprendentemente una incidencia mucho menor de la epidemia que en las regiones colindantes.

En cuanto a Italia, país asolado por la enfermedad, la ciudad de Milán evitó casi milagrosamente de la pandemia, sin que a día de hoy se haya encontrado una explicación aceptable a la razón por la que la ciudad tuvo tan baja incidencia de la plaga. Quizá las condiciones higiénicas o las redes de saneamiento fueran mejores en esta ciudad que en el resto de Italia, pero el caso es que permaneció como un Oasis en el que la incidencia de la plaga fue mucho menor.

Peste Negra - Mapa de incidencia en Europa

Aunque, según algunos historiadores, una de las razones fundamentales para ello fue la extrema resolución adoptada con los primeros afectados. El Obispo de la ciudad ordenó que tapiaran las tres primeras casas a las que afectó, de manera que muertos, enfermos y sanos quedaron atrapados en su interior sin distinción.

Por otra parte, a pesar de su mayor preocupación por la higiene, los países musulmanes no se libraron de la plaga, lo que resalta más el carácter casi milagroso de la salvación de Milán y lo dificil de combatir que resultaba la enfermedad.

Las consecuencias de la epidemia

Al terminar las oleadas más virulentas de la peste, la población del continente había sido diezmada de forma drástica. Si hasta entonces la mano de obra era un bien relativamente abundante, la enorme mortandad provocada por la epidemia lo convirtió en un valor escaso.

Los siervos y los artesanos supervivientes comenzaron poco a poco a tomar conciencia del valor de su trabajo, y a reclamar condiciones más justas y salarios mayores, que muchos señores se veían obligados a conceder ante la escasez de mano de obra. Además de acabar con gran parte de la población europea, la Peste Negra resquebrajó la estructura económica del feudalismo.

Aunque los Señores y los gobiernos promulgaron todo tipo de leyes para salvaguardar sus privilegios, lo cierto es que ninguna ley pudo poner coto a un hecho económico imparable. La población escaseaba, y los supervivientes estaban dispuestos a vender sus servicios al mejor postor.

Conscientes de que su trabajo había aumentado repentinamente de valor, los siervos reclamaban un mejor pago de sus servicios y mayores privilegios. De este modo los salarios del pueblo llano comenzaron a aumentar paulatinamente. Algo estaba cambiando e la población europea que, tras estar sometida durante cientos de años a la voluntad de un Rey o un Señor, comenzaba a ser consciente de su poder.

Tímidamente al principio, este hecho dio origen a la cada vez mayor conciencia social de las clases bajas, y a la larga motivó un cambio en toda la estructura de la sociedad que trastocaría la sociedad medieval por completo. Junto a la mejora de las técnicas agrícolas y el incremento del comercio, la Peste Negra y sus efectos demográficos fue uno de los muchos factores responsables del origen del Renacimiento.

Puede que la Peste Negra fuera tan solo una de las muchas plagas que han asolado a la población mundial, pero su alto índice de mortandad y los cambios sociales que se originaron tras la misma la hacen digna de estudio como una de las épocas más oscuras y convulsas de la historia de la humanidad.

Fuentes

Peste Negra (Wikipedia en español)
Black Death (Wikipedia en inglés)
“La Peste Negra” en los foros de Mundo Historia

También en ion litio…

‘Los Pilares de la Tierra’ y ‘Un mundo sin fin’
El retoque fotográfico en la antigua Unión Soviética
El carnaval de Venecia

Categorías: Ciencia-Naturaleza, Historia

63 comentarios

  • Flapy In Japan
    25/07/2008 | 6:27

    Gran post !! Me gusta encontrar post cultos, bien redactados y documentados sin ser espesos no difíciles de leer.

    Muchas gracias !

    Responder a Flapy In Japan
  • Mazarbul
    25/07/2008 | 6:47

    Sabía lo de los médicos, pero no lo de Milán. Sin duda, un muy buen artículo.

    Responder a Mazarbul
  • k3m
    25/07/2008 | 6:57

    Esto tambien fue el comienzo de la epidemiologia y de grandes cambios en la prevencion de enfermedades.

    Responder a k3m
  • drugo
    25/07/2008 | 7:59

    Felicidades por el post, tio. te lo has currado.

    Responder a drugo
  • Álvarez del Vayo
    25/07/2008 | 8:57

    Impresionante el post. La verdad es que es de esos que te marcan.

    Buen trabajo.

    Responder a Álvarez del Vayo
  • Raúl Retana
    25/07/2008 | 9:19

    Me gusta el post, me recuerda mucho a Un Mundo sin fin. Pero este es mucho más histórico.
    Un Saludo. Good Job 😉

    Responder a Raúl Retana
  • El Tipo de la Brocha
    25/07/2008 | 10:27

    Que bien viene un poco de culturilla. Otro artículo estupendo, boss.

    Responder a El Tipo de la Brocha
  • Teucrum
    25/07/2008 | 11:38

    Muy Bueno.

    Responder a Teucrum
  • Floc
    25/07/2008 | 12:06

    Precisamente ayer linkeaban este juego en oink
    http://www.crazymonkeygames.com/Pandemic-2.html

    Trata de crear una enfermedad (virus, bacteria o parásito) y extenderla por el globo hasta exterminar la raza humana.

    Responder a Floc
  • Repiso
    25/07/2008 | 12:10

    Me parece que te ha faltado nombrar a la rata negra y a la rata gris, ya que la primera fue la principal portadora de la enfermedad, y la segunda desplazó a la primera.
    Por otra parte, la peste logró algo que ni siquiera las dos guerras mundiales consiguieron, que fue el único retroceso de la gráfica de crecimiento de la humanidad.
    Por cierto, hay autores que sostienen que el capitalismo surgió cuando los supervivientes de la enfermedad heredaron el gran manso de sus familiares difuntos.

    Responder a Repiso
  • sevilla512
    25/07/2008 | 12:11

    Me ha impresionado la ilustración donde se ven a los muertos tirados en las calles. Quizás lo que más me llame la atención sea el bebé al lado de su madre.

    Estupendo post.

    Responder a sevilla512
  • Vicente Maroto Aguayo
    25/07/2008 | 12:20

    El artículo está muy bien en su conjunto, pero te advierto de que la ilustración que datas en 1348 es imposible que sea de esa fecha. Posiblemente sea una ilustración del siglo XIX-XX reflejando hechos de 1348. Pero en sí la ilustración no puede ser de ese año. Es evidente.

    Responder a Vicente Maroto Aguayo
  • kekemeno
    25/07/2008 | 12:22

    Buen artículo..sólo añadir que antes de 1348 ya se estaba produciendo una situación de crisis agraria, lo cual prodijo una debilidad mayor de la población frente a cualquier enfermedad. En cataluña, ya en 1336 se habla de “lo malo any primero”.
    También decir que la peste negra provocó un despegue de la ganadería ya que esta era la actividad que requería menos mano de obra y ocupaba más extensión de tierra. Esto en España provocaría una posterior falta de tierras para cultivo, la Mesta , etc.

    Responder a kekemeno
  • Sifri
    25/07/2008 | 12:24

    Que pasada y misterioso lo de Milan!!.

    Y es curioso que para que progese la cilización tengan que suceder desgracias a escala mundial como esta o la Segunda Guerra Mundial…

    Saludos habibis

    Responder a Sifri
  • deprisa
    25/07/2008 | 12:43

    Interesantísimo. Como casi todo el mundo ya había leído cosas sobre la peste en algún libro, he visto películas y documentales, etc, pero tus resumenes y tu manera de centrarte en los aspectos más “interesantes” de las cosas y en consecuencias a menudo olvidadas me encanta. Gracias por el post.

    Responder a deprisa
  • mig
    25/07/2008 | 13:08

    es previsible que tras una epidemia catastrófica los supervivientes vivan mucho mejor:
    -a menos población mas recursos por habitante, alquileres mas baratos , mano de obra mas cara pero alimentos mas baratos.
    Si sube la población la miseria no tarda en llegar.

    Responder a mig
  • q256
    25/07/2008 | 13:16

    Tienes toda la razón, Vicente Maroto. La verdad es que el pie de foto es algo confuso: la ilustración muestra una imagen de la peste en 1348, pero no es de esa época. Es una ilustración posterior de Marcello. Ya he corregido el pie de foto.

    Responder a q256
  • TioMac
    25/07/2008 | 13:54

    Os recomiendo el libro de Connie Willis “El libro del dia del juicio final”. EXCELENTE. SciFi de la buena buena. Describe la brutalidad de la peste y la ignorancia de la gente y como aunque hoy estamos mucho mas avanzados cientificamente, no estamos a salvo de que cualquier dia nos azote una pandemia de similares caracteristicas.

    Responder a TioMac
  • Mr_guybrush
    25/07/2008 | 14:26

    Muy currado si señor.
    No me esperaba un post de este estilo en el blog, pero siendo de la calidad de este, bienvenido sea y que salgan muchos mas 😀 Felicidades

    Responder a Mr_guybrush
  • Repelus
    25/07/2008 | 14:54

    Un apunte:
    Algo decisivo para el avance de la Peste Negra fue el hecho de que por aquél entonces, en el marco de la ignorancia y la superstición tan propia del Medievo, LOS GATOS fueran casi exterminados en Europa, por considerárseles compañeros de brujas, y asociárseles con todo lo satánico y lo esotérico…
    Qué gran paradoja el estar persiguiendo al único animal que podría haber jugado un papel importante por diezmar a las ratas que transmitían tan letal parásito.

    Responder a Repelus
  • Amador
    25/07/2008 | 17:07

    “Aunque las epidemias de peste eran relativamente comunes en la Edad Media, esta última gran epidemia supuso un punto de inflexión fundamental.”

    Perdona, aquí te has equivocado. La peste bubónica no era nada común en Europa (el último brote parece que había ocurrido a principios del siglo VII) y una de las razones de su mortandad fue la falta de defensas de la población.

    Sin quitar la importancia que tuvo para transformaciones sociales en lugares como Italia, sus efectos económicos no fueron necesariamente positivos en todas partes, como fue el caso de Cataluña, donde una serie de rebrotes (como la “mortandad dels menors”) que se repitieron cada 20-30 años durante más de 200 causaron desequilibrios demográficos y económicos. La escasez de mano de obra no siempre representa que los trabajadores van a vivir mejor. A veces implica que falta talento y masa crítica para emprender obras públicas o proyectos más ambiciosos.

    Responder a Amador
  • kekemeno
    25/07/2008 | 17:30

    como dice amador, la falta de mano de obra no tiene por qué significar mejor vida.Para empezar, los señores trataron de atar aun más a los vasallos a la tierra y se retomaron antiguos derechos señoriales que hacía tiempo se habían dejado abandonados. Los nobles fueron los más perjudicados porque perdieron renteas pero su tren de vida seguía siendo obligadamente el mismo (dotes de hijas…por ejemplo). Pos su parte, el sector secundario salió reforzado. ¿por qué?, muy sencillo, sus manufacturas tenían un componente tecnológico que hizo que los precios fuesen casi iguales y las ventas las mismas. Eran las mismas ventas dado que los que necesitaban manufacturas las seguían necesitando. Perdieron dinero pero, como comparativamente perdieron menos que los campesinos, realmente salieron ganando.

    Responder a kekemeno
  • nmlss
    25/07/2008 | 17:56

    Me encantan las máscaras que usaban los médicos, me recuerdan a las que usan el duo The Knife.

    Ahora ya entiendo el por qué del pico…. :-P>

    Responder a nmlss
  • Wiz!
    25/07/2008 | 18:58

    Wow! Si que me siento ignorante, no sabía nada de la Peste Negra, bueno tampoco sé mucho de Europa, ejeje.
    Te felicito por el post, es loable que te esmeres casi todos los días para hacer post como éste. ^-^

    Responder a Wiz!
  • q256
    25/07/2008 | 20:44

    Tienes razón Amador, ese párrafo debería decir “aunque las epidemias de peste eran relativamente comunes en la antiguedad”… pero lo cierto es que entre los siglos VIII al XIV Europa estuvo casi libre de pandemias (hasta la llegada de la Peste negra). Las epidemias fueron comunes a partir de entonces, con rebrotes cada cierto tiempo. Ahora mismo lo corrijo.

    Responder a q256
  • Millus
    25/07/2008 | 23:35

    =O
    muy impresionante…… un tema historico muy interesante….. cabe destacar que todas aquellas grandes pestes podrian haberse prevenido de haber tenido en esa epoca mejores condiciones de higiene…

    Responder a Millus
  • Dani
    26/07/2008 | 12:45

    Muy buen post y, desde luego, una de las mayores “liadas” de la historia. Así que luego alguien se dio cuenta de que la higiene era importante y estamos como estamos: normal.

    Responder a Dani
  • Francisco
    28/07/2008 | 18:00

    Muy buen articulo.

    Alguien vió la pelicula Ratatuille, tiene un pequeño documental de la peste negra y habla de 2 tipos de ratas, uno que convivia con la pulga de la peste negra, y otra que no le gustaban las pulgas y las mataba…el doc. adjudica gran parte de la detencion de la plaga, alguien sabe si hay algo de de cierto en eso?
    saludos

    Responder a Francisco
  • shakaran
    7/08/2008 | 13:07

    Me ha encantado el post y he aprendido mucho de su contenido.

    Pero la verdad no me esperaba un post de este tema en este blog que no tiene ningúna temática afín con la historia.

    Responder a shakaran
  • Julen
    7/08/2008 | 16:35

    Interesante, pero las conclusiones socio-económicas me parecen sacadas puramente del último libro de Ken Follet que me parecen bastante simplificadas como apuntan otros comentaristas más arriba.

    En general el post está bien para colocar un acontecimiento tan trascendental del la Europa medieval.

    Responder a Julen
  • Lordvader
    14/08/2008 | 9:26

    la peste tuvo que ser algo impresonante. De golpe media población quitada de enmedio.. Uff, esperemos que no vuelva a pasar algo parecido.

    Responder a Lordvader
  • tapeworm
    28/08/2008 | 22:47

    guau tio. muy bueno

    Responder a tapeworm
  • gladys y liz
    1/09/2008 | 23:56

    esta muy bueno y quisieramos q hayga ma informacion sobre las enfermedades antiguas y muy comunes en el peru:

    Responder a gladys y liz
  • Felipe
    4/09/2008 | 21:01

    idel es gay

    Responder a Felipe
  • Felipe
    4/09/2008 | 21:02

    otalora es un limon picho heeeeeeeeeee

    Responder a Felipe
  • no me cuerdo
    15/09/2008 | 6:39

    Has hecho un gran trabajo de documentacion este tema, te felicito, ademas porque siempre va a existir curiosidad y algo de morbosidad por conocer estas plagas que nos diezman y ponen a prueba nuestra capacidad de sobreviviencia

    Responder a no me cuerdo
  • julio cesar
    4/01/2009 | 3:45

    felicitaciones buen informe

    Responder a julio cesar
  • diku
    9/04/2009 | 0:29

    muchas gracias por la información de aquí obtuve mucha info para mi trabajo de epidemiología =]

    Responder a diku
  • Armando Marquez
    23/04/2009 | 18:08

    Yo lo que he leído sobre la peste negra es que probablemente no se trata de peste bubónica. Hay otras teorías que hablan del origen del a enfermedad refiriendose a un antrax o a un ébola. Algo más potente con diferentes síntomas a los presentados. De hecho también aluden a la transmisión de la enfermedad. La peste bubónica del siglo XIX tenía un tiempo de vida más corto, como para alcanzar a propagarse . También había otro argumento sobre que no había ratas en islandia dónde la plaga también pegó.

    Otra teoría habla de la crisis Maltusiana que dice que es un mecanismo que surge en la naturaleza para ajustar el ritmo de crecimiento de la población.

    De una manera u otra, la peste marcó el final de la era del oscurantismo de una manera desfavorable.

    Responder a Armando Marquez
  • Arley David Betancourth M.
    1/10/2009 | 18:00

    Gracias por esta calidad de informacion, se entiende perfectamente, y fue muy interesante resaltar que la Peste afectaba a todos por igual. Solo algunos individuos conseguían superar la enfermedad, o eran afectados por una forma suave de la misma que les permitía desarrollar los anticuerpos necesarios, Aqui podemos apreciar la especifidad de nuestro sisteme inmunitario. Exelente…

    Responder a Arley David Betancourth M.
  • ferreira
    18/12/2009 | 11:30

    Magnifico:

    Lectura recomendada ……

    El año de la Peste de Daniel de Foe ,
    ( el autor de Robinson Crusoe)
    que lo vivió in situ en Londres, dia a dia.
    Inolvidable.

    Responder a ferreira
  • freddy mercury no gay
    10/04/2010 | 11:02

    la peste tuvo que ser algo impresonante. De golpe media población quitada de enmedio.. Uff, esperemos que no vuelva a pasar algo parecido. :-S
    comentad en mi web

    Responder a freddy mercury no gay
  • DNIÈPER
    10/04/2010 | 11:05

    El transmisor más común de esta infección es la rata negra (Raltus rattus). Este animal es amigable con el hombre, tiene aspecto agradable y está cubierto de una piel negra y brillante. A diferencia de la rata marrón que habita en las cloacas o establos, ésta tiende a vivir en casas o barcos. La cercanía con el hombre favoreció la traslación de las pulgas entre ratas y humanos, y así se propagó la peste. La enfermedad, ya fuera en el caso de las ratas o de los humanos, tenía una altísima tasa de mortandad, y en algunas epidemias alcanzó el 90 por ciento de los casos, siendo considerado “normal” un índice de fallecimiento promedio del 60 por ciento.

    Mi fuente es http://www.portalplanetasedna.com.ar/malas01.htm

    Saludos desde Cerdanyola del Vallés!!

    Responder a DNIÈPER
  • {{destacado|de}}
    10/04/2010 | 16:40

    La peste negra fue una devastadora pandemia que asoló Europa en el siglo XIV y que causó la muerte de un 30 a un 60% de la población del continente europeo, reduciendo la población mundial estimada desde 450 millones hasta 350 ó 375 millones en el año 1400. La mayor parte de los científicos cree que la peste negra fue un brote de peste bubónica, una terrible enfermedad que se ha extendido en forma de epidemia varias veces a lo largo de la historia. La peste es causada por la bacteria Yersinia pestis que se contagia por las pulgas con la ayuda de la rata negra (Rattus rattus), que hoy conocemos como rata de campo.

    La mayor pandemia del siglo XIV comenzó quizá en algún lugar del norte de la India, probablemente en las estepas de Asia central, desde donde fue llevada al oeste por los ejércitos mongoles. La peste llegó a Europa por la ruta de Crimea, donde la colonia genovesa de Kaffa (actual Teodosia) fue asediada por los mongoles. La Historia dice que los mongoles lanzaban con catapultas los cadáveres infectados dentro de la ciudad (si bien la enfermedad no se contrae por contacto con los muertos).

    Responder a {{destacado|de}}
  • INFRILTRADO
    11/04/2010 | 18:21

    Has hecho un gran trabajo de documentación este tema, te felicito, ademas porque siempre va a existir curiosidad y algo de morbosidad por conocer estas plagas que nos diezman y ponen a prueba nuestra capacidad de supervivencia.

    Responder a INFRILTRADO
  • ian
    27/04/2010 | 21:40

    mi pregunta es, donde NO estaba la peste negra.

    Responder a ian
  • Viny
    26/08/2010 | 20:55

    un espectaculo esto..

    Responder a Viny
  • adela
    21/09/2010 | 22:58

    la peste negra debio ser muy horrible para esta gente.
    Gracias a Dios no tenemos esta enfermedad mas en nuestro tiempo.

    Responder a adela
  • kitthy
    8/11/2010 | 22:11

    me sirvio de mucho la informacion gracias

    Responder a kitthy
  • Edward
    26/04/2011 | 5:11

    Me sirvió de mucho esta info, muchas gracias (:

    Responder a Edward
  • Dario
    6/03/2012 | 3:38

    muy buen artículo, gracias, me sirvió mucho, me gusto que dieras cada dato a detalle, gracias…

    Responder a Dario
  • rosca
    2/04/2012 | 4:42

    uhm.. alguna fuente o referencia de la cuál hayas sacado la informaciójn? Me sirvió mucho el post, pero necesito saber algun autor que hable del tema para una tesis. Gracias!

    Responder a rosca
    • q256
      30/05/2012 | 23:15

      Rosca, en la parte final del artículo verás un apartado de “Fuentes” donde se citan las referencias utilizadas.

  • Violeta
    29/08/2012 | 5:37

    Muy interesante!!

    Responder a Violeta
  • tontete
    16/12/2012 | 18:32

    si esta muy bien pero yo busco sus síntomas.

    Responder a tontete
  • jordisoler
    13/03/2013 | 20:26

    hola soy el jordi soler de la paja
    el otro dia cogi la peste pero me lave y me se me fue
    chaito

    Responder a jordisoler

Dejar un comentario

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos marcados con * son obligatorios.

Todos los comentarios insultantes o no relacionados con la entrada serán borrados sin piedad.

Tómate unos minutos para escribir correctamente, sin abreviaturas ni faltas de ortografía. El resto de usuarios te lo agradecerán.