sep
26
2008

Maus

por

Maus - Portada“Maus” cuenta con el honor de ser, hasta ahora, el único comic que ha obtenido un premio Pullitzer. Uno se preguntaría que ha llevado a esta novela gráfica protagonizada por ratones a merecer tal honor, hasta que comienza a sumergirse en sus páginas y termina atrapado irremediablemente en una historia que, no por mil veces contada, deja de ser espeluznante.

Como ya habréis deducido por la portada, “Maus” es un relato del holocausto judío, a través de una familia judía polaca y, concretamente, de Vladek Spiegelman, padre del propio dibujante, superviviente de Auschwitz y narrador de la historia.

A lo largo de los dos volúmenes de los que consta la obra completa, Art Spiegelman lleva a cabo una narración en un doble plano. Por una parte, se nos muestra el momento presente y las conversaciones cotidianas de Artie con su padre, en las que este le va relatando su historia. Y por otra parte, y como segundo hilo argumental, seguimos el devenir del relato del padre, Vladek, durante la década de los cuarenta y el curso de unos hechos que parecen increíbles a ojos del lector actual.

Y es que la historia del holocausto ha sido contada cientos de veces, pero nunca con una perspectiva tan personal y cercana, a través del testimonio privilegiado de un auténtico superviviente. Además, el hecho de ser una historia íntimamente ligada al dibujante, que no es un mero espectador anónimo sino el hijo del propio protagonista, le atribuye un carácter más cercano, que este sabe hacer llegar al lector. Al fin y al cabo, no es solo la historia del holocausto, sino la historia de su propia familia, y del dolor causado por la guerra.

Uno se preguntaría a que se debe la elección de ratones. Bien, lo cierto es que cada nacionalidad es representada por un animal. Así, los judíos son ratones, los alemanes son gatos, los polacos son cerdos (algo que causó bastante polémica en su momento), los americanos son perros… y así hasta completar el elenco de nacionalidades que aparecen en la obra.

Maus - Página del cómicLa razón de que los personajes, de apariencia antropomórfica, tengan cabeza de animal, es para distanciar al lector de la crudeza del relato en sí, y otorgarle una visión de conjunto, ayudada del recurso expresivo que supone la rápida identificación de cada personaje gracias al truco de los animales.

Es más, esto nos ayuda a entender aspectos del relato sin que el narrador necesite una sola palabra. Así, cuando los ratones protagonistas aparezcan con careta de cerdo, sabemos que es porque se están haciendo pasar por polacos. Y el hecho de que los alemanes sean gatos y los judíos, ratones, es toda una metáfora en si misma.

Sobre el relato en sí, es imposible no resultar irremediablemente engatusado por el mismo. La historia no solo es impactante, sino que la cercanía en la forma de contarla sobrecoge y atrapa al mismo tiempo. Uno no puede dejar de escudriñar página tras página para conocer el destino de Vladek y sus familiares, ya que, aunque sabemos que este sobrevive (sino, no estaría relatando la historia), es inevitable tener una sensación de angustia constante, tan bien transmitida por el trazo contenido y el magnífico uso del blanco y negro utilizado por el autor.

Igualmente sorprendente es el contenido del relato en sí. La concentración de los judíos en guetos, el comercio de estraperlo, el racionamiento, los rumores sobre los campos de concentración… y finalmente el propio campo de Auschwitz en sí, en el que Vladek estuvo recluido, y como se las arreglo para sobrevivir en el mismo, ahorrar la escasa comida que les daban para intercambiar favores o desempeñar diversos oficios (zapatero, hojalatero…).

Es una historia sobre el ser humano, y sobre como en tiempos difíciles es capaz de dar lo mejor o lo peor de si mismo. Una historia cruel, dura, contada sin tapujos y desde una visión muy personal de la misma. Y al mismo tiempo, una historia de amor y esperanza. La historia de Vladek y Anja (esposa de este y madre del autor), y como se aferran el uno al otro en una de las épocas más convulsas de la historia de la humanidad. Un relato universal, que no dejará a nadie indiferente.

En definitiva, “Maus” es probablemente el mejor relato sobre el holocausto jamás escrito, y una de las mejores novelas gráficas de todos los tiempos. Si queréis adentraros con nuevos ojos en una de las páginas más negras de la historia, no dejéis de leerlo. En lo que concierne a la misma, me atrevo a afirmar sin titubear que se trata de una auténtica obra maestra.

También en ion litio…

Rom, el Caballero del Espacio
La Reserva
Indiana Jones Omnibus

Sobre q256:

Que no os despiste mi nombre: no soy ningún robot, sino el creador de esta página web. Comencé ion litio como un proyecto personal, pero a día de hoy tengo la suerte de contar con un pequeño equipo de colaboradores esporádicos que me ayudan a llevar el peso de la misma, siendo por tanto este un proyecto colaborativo.

Aun así, no puedo evitar el seguir sintiendo esta web como algo propio, así que cuando mi tiempo me lo permite, intento desmarcarme de vez en cuando con algún artículo de esos que hacen aflorar la lagrimilla nostálgica. Tanto para demostrarme que sigo en forma como porque, simplemente, me encanta hacerlo.

Ver más artículos de q256

23 comentarios

  1. Bastante de acuerdo con lo dicho. A mí no me metió tanto en ambiente, pero sí que es muy recomendable.

    PD: A estas alturas de la vida, me estoy empezando a cansar de tanta mierda sobre los judíos perseguidos por los nazis. A ver para cuando habla alguien alguna vez sobre los rusos de Stalin, que el muy cabrón condenó a la muerte a una cantidad de sus propios compatriotas diez veces más que Hitler mató judíos. No por nada, que yo sé que fue muy jodido, pero al pan pan y al vino vino

    Responder
  2. Nunca me ha gustado nada qie tenga que ver con el holocausto, me aterra, pero quizas le de una oportunidad xD

    saludos!

    Responder
  3. drugo

    Lo he visto varias veces en la libreria pero no me llamo nunca la atencion. Ya hare por leerlo.

    Responder
  4. No lo conocía, tiene muy buena pinta, lo buscaré…

    Responder
  5. Novela gráfica de lectura obligatoria para cualquiera que guste de disfrutar de un buen cómic.

    A ver si un día de estos me la compro, que me apetecería tenerla.

    Responder
  6. Blanca

    Guauuu!!! Me alegro de que te gustase! Así da gusto hacer regalos :)
    Ahora me lo tienes que prestar!!
    xxx

    Responder
  7. Pedre

    Una de las cosas que más me gusta es que a la hora de acercarse a la figura de su padre es bastante honrado y si tiene que criticar, lo hace. La parte en que Art se siente avergonzado porque su padre utiliza la historia del holocausto para sacar tajada en una tienda me encanta.
    Una de las grandes ventajas de Maus es también lo barato que sale, por lo que si a alguien no le gusta tampoco se acordara de la madre de nadie…

    Responder
  8. Maus, un acercamiento al horror del holocausto…

    “Maus” cuenta con el honor de ser, hasta ahora, el único comic que ha obtenido un premio Pullitzer. Uno se preguntaría que ha llevado a esta novela gráfica protagonizada por ratones a merecer tal honor, hasta que comienza a sumergirse en sus pá…

    Responder
  9. Una gran obra que leí ya hace mucho y que, la verdad, merece ser releída. Yo, en su momento se la pasé a madre, padre, hermano, novia, suegros… a todos les gustó, y no son lectores de cómics habituales, como yo.
    Sin duda recomendada para todos. Además, la edición española es muy asequible, creo yo.

    Responder
  10. Me llama muchísimo la atención, pero aun no he tenido oportunidad de leerlo. Con tu artículo me han entrado muchas ganas de pillarlo y lo haré.

    Responder
  11. “Sobre el relato en sí, es imposible no resultar irremediablemente engatusado por el mismo.”

    Maldito juego de palabras…

    Responder
  12. David

    Coincido con el comentario de Dani. Mi madre, cercana a los sesenta años, nunca había leído un tebeo hasta este. Lo empezó y no pudo dormir hasta terminarlo.
    Muy muy recomendable.

    Responder
  13. Creo que es el mejor comic para aficionar al personal, fácil de leer, emocionante, con ritmo, con momentos realmente duros. Son ratones pero empatizas con los personajes desde la primera página, un gran acierto usar animales para tratar escenas que serían insoportables si fueran protagonizadas por seres humanos. Aun así transmiten la mayor de las tristezas, encima no está nada mal editado y con un precio realmente competitivo. ¡Salud!

    Responder
  14. rakle89

    habia oido hablar de el… supongo que leere un poco a ver qué tal por cierto, no me había dado cuenta de qe el gato de la portada se parece a hitler xD

    Responder
  15. Hace mucho que no me leo “Maus”. A ver si este fin de semana hago un hueco para el reencuentro y me deprimo un rato empapándome del holocausto.

    Responder
  16. Con permiso de cosas como Sandman, el mejor comic que he leído nunca. Y una de las mejores obras literarias también. Es un imprescindible, por muchos motivos. A mí me lo dejó mi padre sabiendo que nunca se lo volvería a devolver, :p Ahora lo tiene una amiga, que espero sí me lo retorne, jeje…

    Hay que leer Maus, sí…

    Responder
  17. A mí también me encantó. Otro gran cómic es Persépolis

    Responder
  18. Tuve la oportunidad de leer 2 veces el libro. Tuve la oportunidad de conocer despues el Campo de concentración de Dachau. Ahora me da escalofrios releerlo. Pero igual tomare coraje pero acariciare con mis ojos esta bella obra.

    Responder
  19. tengo los dos libros uno en ingles y el otro en español
    me parece que a esta altura ya es un clasico del universo comikero
    a mi por lo menos me gusto mucho
    la historia que cuenta es crudisima pero bien vale la pena llerlo pa que vean que no todo es superheroes en esta vida
    saludos desde buenos aires

    Responder
  20. [...] Maus: En Ionlitio nos hablan de Maus, un cómic donde nos hablan del holocausto judío a través de unos personajes caracterizados como ratones, toda una obra maestra ganadora de un premio Pullitzer! [...]

    Responder
  21. Este comics es una leyenda, si hasta ha aparecido su creador en los Simpsons

    Responder
  22. Ignacio

    A veces viene bien tocar el tema historico que horrorizo al mundopara que aprendamos a repetir nuestros errores humanos,y me parece muy bien que tu q256 hables de ello.
    resulta horible pensar en gente comun hizo esas COSAS,gente que vemos hoy caminado en la calle mañana nos apunta con un rifle.

    si asi es de triste nuestra historia…es una lastima lo que comento.Muy valiente de parte de spielgeman contar su historia.
    Saludos!!!!

    Responder

Dejar una respuesta

Código aceptado: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

El administrador de esta página web no se hace responsable de las opiniones aqui vertidas.

Los comentarios no son un chat ni una forma de contacto con el autor, para ello existe la sección de contacto en la parte superior de la web.

Todos los comentarios insultantes o no relacionados con la entrada serán borrados sin piedad.

Asimismo, recuerda que tu comentario no es un mensaje SMS. Tómate unos minutos para escribir correctamente, sin abreviaturas ni faltas de ortografía. El resto de usuarios te lo agradecerán.